lunes, 8 de julio de 2013

Pedicura Spa casera

    

    Ambientación

    Música relajante favorita, algunas velas e incienso.

    Materiales

    Alicate corta uñas. Alicate cortacutículas. Lima de grano fino. Lima de grano grueso. Corta callos. Piedra pómez. Desmaquillador de uñas. Algodón. Palito de naranjo o pata de cabra. Una toalla para pies.

   Queratolítico o vaselina. Aceite de masaje o crema hidratante. Sales de baño. Peeling corporal. Dos bolsas de plástico medianas. Base para esmalte de uñas. Esmalte de uñas a elegir. Brillo finalizador.

     Pasos

  1. En un barreño preparamos agua tibia o caliente según nuestro gusto. Le incorporaremos un pequeño puñado de sales para baño.A esta agua podemos echarle un pequeño chorrito de desmaquillante de uñas. Ayudará a eliminar mucho más fácilmente el esmalte que llevemos puesto sin tener que usar el algodón. Si tenemos un pediluvio podemos hacer lo mismo y mejor, ya que entre las funciones que tiene podemos incorporar el burbujeo.

  2. Sumergimos los pies durante 10 minutos.Sacamos los pies y secamos por entero, poniendo especial atención en el hueco entre los dedos. Con un palito de naranjo arrastramos el esmalte que pueda haber quedado.

  3. Cortamos las uñas con el alicate cortauñas, limamos dando forma cuadrada y con los bordes redondeados. Es importante que las uñas de los pies queden largas sin que sean como las garras de un pajarito. Tenerlas largas ayuda a mantener el equilibrio en los pies.

  4. Empuje de cutículas con el queratolítico o la vaselina mediante un pequeño masaje circular sobre cada cutícula. Se trabaja con el palo de naranjo o la pata de cabra. 

  5. Retirada de pieles muertas con el cortacutículas.
  6. Trabajo de durezas, callos e irregularidades en las uñas. Las desigualdades en las uñas pueden trabajarse con la lima de grano grueso muy suave. Las durezas y callos se trabajarían con el corta callos, la piedra pómez y el pulidor. 

  7. Aplicación de peeling por todo el pie. Lo trabajamos por todo el pie incidiendo en las zonas de durezas. Ayudará a terminar de afinar el trabajo que hemos hecho con el cortacallos, el pulidor y la piedra pómez. Es el indicador perfecto para comprobar si hemos hecho un buen tratamiento de durezas y callos. Se retira con el mismo agua del barreño y una esponja de baño o con una toalla de lavabo humedecida en la misma agua. Secamos los pies.
  8. Aplicamos crema de masaje o nuestra crema hidratante habitual para pies. La trabajamos bien durante unos cuantos minutos sin provocar la total absorción. Colocamos en cada pie la bolsa de plástico mediana. Haremos sudar los pies por la oclusión del plástico. Dejamos durante unos minutos. Retiramos y quitamos los restos de crema sobrantes con movilizaciones de masaje suaves.
  9. Maquillado de las uñas a nuestro gusto.
    No olvidemos que esta pedicura puede durar entre una hora y hora y media según seamos de rápidos en cada paso. Lo importante no es el tiempo sino el resultado y vivir una experiencia Spa sin moverte de casa.

     A disfrutar sea dicho¡¡



LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...